Miércoles, 27 Septiembre 2017 14:26

MSICG logra libertad de directivos sindicales de la ZOLIC presos ilegalmente por participar en la formación de un sindicato pero la patronal les niega el Acceso a su centro de trabajo

Con fecha 18 de septiembre del año 2017 el Movimiento Sindical, Indígena y Campesino Guatemalteco –MSICG- denunció la detención arbitraria de los compañeros RAÚL CHÁVEZ SÁNCHEZ, TOMÁS LARES LÓPEZ, NORA BAIBELY AQUINO LÓPEZ y ELVIN ANTONIO GODOY BERGANZA dirigentes todos del “SINDICATO DE TRABAJADORES Y TRABAJADORAS FUERZA Y ESPERANZA DE LA ZONA LIBRE DE INDUSTRIA Y COMERCIO SANTO TOMÁS DE CASTILLA “SINTRAFE”, Sindicato afiliado al MSICG.

La detención de los compañeros estuvo precedida de acciones impulsadas por la entidad patronal para que se revocara en sede administrativa la inscripción del sindicato, que se dejara sin efecto por la vía judicial la inscripción del mismo, por el intento de obtener de manera ilegal la autorización para despedir a los directivos sindicales y por fuertes amenazas y coacciones dirigidas en contra de los trabajadores para que desistieran de participar del sindicato y declararan falsamente que no habían participado de su conformación.

Todas estas acciones fueron infructuosas y aunque fueron denunciadas al Ministerio Público por el Sindicato este se ha negado a ejercer la persecución penal garantizando impunidad total a la entidad patronal y a sus representantes LUIS GILBERTO CHIGUA CALDERÓN, EXON EDUARDO LAINFIESTA PERDOMO y JHONNATHAN CHRYSTIAN HEIMEN BENITEZ a pesar de que ante dicha dependencia se documentaron los delitos de FALSEDAD MATERIAL, FALSEDAD IDEOLÓGICA, USO DE DOCUMENTOS FALSIFICADOS, DISCRIMINACIÓN Y COLUSIÓN por los que se les denunciaron.

En este marco y muy posteriormente a la denuncia penal presentada por el Sindicato, la entidad patronal presentó denuncia penal en contra de los dirigentes sindicales RAÚL CHÁVEZ SÁNCHEZ, TOMÁS LARES LÓPEZ, NORA BAIBELY AQUINO LÓPEZ y ELVIN ANTONIO GODOY BERGANZA por el delito de falsedad material aduciendo como elemento central que la constitución del sindicato le produjo pérdidas por más de medio millón de quetzales y con este argumento el tribunal penal ordenó el inmediato encarcelamiento de nuestros directivos sindicales.

Con el encarcelamiento de los directivos sindicales empezaron las amenazas de muerte realizadas al teléfono de la Central Sindical MSICG, tanto en contra de la vida de los dirigentes sindicales como en contra de la dirigencia del MSICG a pesar que estos hechos fueron denunciados oportunamente el Estado de Guatemala omitió proteger la vida de nuestros compañeros.

El día 26 de septiembre del año 2017 el MSICG logra la libertad de los directivos sindicales apresados ilegalmente por participar de la formación del Sindicato, pese a que el Ministerio Público insiste en buscar su condena teniendo como móvil y supuesto delito la misma existencia de la organización sindical.

Es necesario señalar que la Zona Libre de Industria y Comercio Santo Tomás de Castilla –ZOLIC- ratificó que sus acciones se orientan a la destrucción de la organización sindical toda vez que el día 27 de septiembre de 2017, al presentarse los compañeros a retomar sus labores cotidianas, les fue negado el acceso al centro de trabajo aduciendo que sus relaciones de trabajo estaban suspendidas hasta que se dilucidara la situación penal provocada por la propia entidad patronal.

Debe apuntarse que el Directorio de la ZOLIC está integrado por un representante del Presidente de la República, dos representantes del Ministerio de Finanzas Públicas, dos representantes del Ministerio de Economía, dos representantes de la Cámara de la Industria, dos representantes de la Cámara de Comercio, dos representantes de la Empresa Portuaria Santo Tomás de Castilla y dos representantes de la Municipalidad de Puerto Barrios; es decir, las políticas implementadas por la ZOLIC, como en este caso de ataque frontal a la libertad sindical, constituyen acciones en las que existe una participación directa del Estado y del sector empresarial organizado a través de dos de las Cámaras que hacen parte del Comité Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras –CACIF-.

De tal cuenta, las graves violaciones a la libertad sindical ejecutadas por la ZOLIC hacen parte de la ejecución de una política patrono-estatal de violación de los principios de la libertad sindical que afecta a diario a las trabajadoras y trabajadores de Guatemala por lo que el MSICG hace un llamado a la comunidad internacional a estar atentos a este grave caso de discriminación antisindical que evidencia, una vez más, la ausencia de las garantías democráticas más elementales en Guatemala.

Inicia sesión para enviar comentarios